Sorprendente receta de pollo con 40 dientes de ajo (Raquel Marín)

El ajo es un ingrediente con muchas propiedades para la salud cerebral. Contiene vitaminas A, C y E, antioxidantes naturales como Carotenoides y Polifenoles, micronutrientes para las neuronas como manganeso y selenio y antiinflamatorios naturales.

Esta receta de la cocina tradicional francesa es sorprendente porque, a pesar de llevar tres cabezas de ajo, no podrías adivinar que lo contiene. Este plato se prepara al horno con el pollo entero en una cacerola cerrada con los dientes de ajo y tomillo. El resultado es espectacular, con un cierto sabor dulzón.

Ingredientes (para dos personas).

1 pollo entero de corral de peso medio
3 cabezas de ajo, con los dientes separados pero con la piel
½ cucharada sopera de tomillo seco
250 ml de vermut seco (o de vino blanco seco)
500 ml de caldo de pollo natural sin conservantes ni aditivos
1 cucharada sopera de aceite para dorar el pollo

Preparación.

Pre-calentar el horno a 200°C. En una sartén grande, dorar el pollo por ambos lados con la cucharada de aceite. En un recipiente hondo de horno, colocar en el fondo los dientes de ajo con la piel y parte del tomillo.

Distribuir el resto del tomillo en las inserciones del interior del pollo.
Colocar el pollo sobre los dientes de ajo.
Añadir el vermut y la mitad del caldo de pollo.

Hornear el pollo, cubierto con una tapadera (media hora por medio kilo de pollo).
Transcurrido el tiempo de horneado, separar los dientes de ajo extrayendo la pulpa del interior y eliminando las pieles.

Mezclar la carne de ajo con el resto del caldo, y el jugo de cocción del pollo. En una cazuela pequeña, reducir la mezcla de la salsa ligeramente. Servir el pollo troceado con la salsa de guarnición.

Raquel Marín 

Neurocientífica, Divulgadora

TAMBIÉN EN HULEYMANTEL.COM

No existen comentarios

Publicar un comentario