TUVIGÚ

¿Queremos un mundo cerrado por el virus? (Fernando Gallardo)

Banner-Campaña-1300x200

Mientras los responsables políticos en España exhiben sus diferencias y conocimientos epidemiológicos sobre el coronavirus, el común de los países asiáticos han reiniciado su crecimiento económico sin la pornografía del poder y sus geografías erógenas. Allí es uno el que manda, el partido comunista o el algoritmo social, y los demás obedecen al líder supremo o confían en la máquina superlativa.

Sin entrar en disquisiciones priápicas, los hechos a la luz del día demuestran que el freno a la pandemia se ha logrado antes en Asia de lo que se logrará en Europa o América por la sencilla utilidad de la tecnología. Mientras los viejos europeos y los cada vez menos jóvenes americanos recurren a rastreadores sioux que de tanto en cuando tienen que pasar por el baño, sentarse a comer o desactivarse durante las ocho horas preceptivas de sueño, los jóvenes asiáticos aprietan un botón y sus rastreadores digitales se ponen a trabajar sin pausa antes esos menesteres fisiológicos.

Así que imaginando que un rastreador-app fuese tan eficiente como un rastreador-man, que no se lo cree eso nadie, por un solo robot se necesitan el triple de humanos en el supuesto caso de que ninguno de los sioux se contagiara de Covid. Esta lentitud homínida es lo que retrasa el control de los contagios, permite la inflación de enfermos, desactiva la economía y archiva el renacer del turismo hasta el próximo lustro.

Mi amigo Iñaki Armada, que es un lince aparte de subdirigir el hotel Conde Duque de Bilbao, cerrado por la Covid, se ha puesto a comercializar de inmediato el ImmuvID, una especie de pasaporte sanitario digital de tecnología suiza que no requiere ninguna instalación específica de hardware. Y digo una especie de pasaporte sanitario por llamarlo de algún modo, pero que no tiene nada que ver con lo que uno imagina con el típico salvoconducto de libreta con foto y sellos oficiales de esos que te cuestan el cargo (político). ImmuvID es un identificador personal fruto de dos tecnologías completamente desarrolladas. Una denominada Identidad Digital Descentralizada Autosuficiente (DID) en Blockchain, que permite a los ciudadanos tener un control total sobre su estado de anticuerpos y vacunas. Y una verificación de dicha identidad y su estado de anticuerpos/vacunas a través de la lectura del código universal MRZ mediante validación biométrica, de modo que la consulta encriptada y segura de sus datos se relaciona automáticamente con las bases de datos internacionales tipo Schengen, AFIS, Interpol, etc.

Esta combinación tecnológica posee un grado de agilidad y eficacia que deja a la app oficial Radar Covid en una situación de comparsa musical en los Carnavales de Cádiz o de truco escenográfico tipo Mr. Bean en el mejor de los casos. A diferencia de ésta, declarada inútil por quienes la tienen descargada en su móvil, ImmuvID funciona por las siguientes razones:

Es una solución muy económica sin hardware, no requiere de costes extras ni recursos personales.

Reduce los procedimientos y aumenta la productividad.

Válida para personas de cualquier sexo, edad, raza, nivel económico, cultura o nacionalidad.

Permite la libre movilidad, con garantías de aviso a quienes se aproximan a focos de contagio o cuando un contagiado se acerca al lugar donde se encuentra el usuario.

Compatible con cualquier protocolo, ImmuvID eleva el nivel de confianza en la asistencia a eventos (teatros, ferias y congresos), lo que beneficia a la industria turística.

Otorga mayor confianza a los trabajadores en su relación entre sí y entre ellos y sus clientes, cuando su trabajo debe desarrollarse en primera línea de contacto.

Provee de mayor seguridad a los usuarios, que son dueños exclusivos de sus datos con poder para descargarlos o no, almacenarlos o no, y compartirlos o no conforme a su decisión personal.

Obedece la normativa europea GDPR en materia de protección de datos.

No obliga a la trazabilidad si el usuario no quiere. Le otorga plena libertad de movimiento sin control del gobierno o de la empresa privada.

Funciona al mismo tiempo como receptor y emisor.

Es simple y efectivo

Iñaki Armada me informa de su disponibilidad ante cualquier duda o interés en este novedoso pasaporte digital, que ya están usando el Worls Economic Forum, la Organización Mundial del Turismo UNWTO-OMT, We Doctor y los laboratorios Echevarne, entre otros. Se le puede contactar en [email protected]

Al mismo tiempo, me responde a unas cuantas preguntas que no quiero dejar en el tintero:

¿Es necesario activar Bluetooth, NFC o GPS?

No, no necesitas nada de eso.

¿Qué tipo de prueba acepta ImmuvID? ¿Quizá un test rápido de antígenos?

Test de anticuerpos o PCR serológica. Nada de pruebas rápidas.

¿Cuándo me hago la prueba? ¿En el destino o en origen?

En principio, tres 3 días antes de salir de viaje, que es el tiempo promedio que toma hacer la prueba.

¿Y dónde me hago la prueba? ¿En un hospital, en un laboratorio o en casa?

En un laboratorio privado o público autorizado. La información y la ubicación es la que se proporciona en el Apéndice ImmuvID.

¿Cuánto cuesta?

La aplicación es gratis. El único costo es la prueba en función de si está cubierta por la sanidad pública o el seguro particular.

¿Pueden las instituciones o grandes empresas adquirir una licencia ImmuvID para sus usuarios o empleados?

Sí, y mediante el QR con el resultado (positivo o negativo) del test se puede añadir en cualquier momento a la app, ya que la prueba de identificación está asociada a tu DNI o pasaporte.

Si el resultado del test es negativo, ¿funciona el ImmuvID?

Cualquier resultado, positivo o negativo, e incluso la futura vacuna, se introduce en ImmuvID. La información sobre cómo proceder se indica en cada caso en detalle.

¿Es ImmuvID compatible con los protocolos de Covid19?

Por supuesto. La compatibilidad operacional estará asegurada para facilitar el acceso a la app siempore que se quiera y de forma inclusiva.

¿Dónde puedo usar esta aplicación y mi QR?

En los numerosos puntos de control que se proporcionan en la aplicación ImmuvID, como son los museos, oficinas, espacios de eventos y, naturalmente, los hoteles. Qué tranquilidad permanecer en un hotel sabiendo que uno está advertido por la app de que nadie en sus inmediaciones está contagiado.

¿Es útil para algo más que la prueba de inmunología?

Su uso se ha limitado a resolver eficazmente una solución hoy necesaria, pero es escalable en un futuro próximo en un sin fin de posibilidades. Hoy no se presentan como un pasaporte inmunológico completo. Eso hay que decirlo en honor a la verdad.

¿Y qué sucede si pierdo mi móvil y no tengo el código QR?

Pues se verifica con el MRZ (DNI o pasaporte).

El coronavirus de marras ha azotado a todo el mundo. Pero mientras el PIB de España decrecerá estrepitosamente en 2020, el de Corea del Sur crecerá. Por algo tenía que ser.

Fernando Gallardo

FLOW

TAMBIÉN EN HULEYMANTEL.COM

CARTANET
No existen comentarios

Publicar un comentario